¿Por qué invertir en un plan de pensión?

December 2, 2019

Son muchas las ventajas que nos llevan a invertir en un plan de pensión y hay un plan para cada persona y cada momento. En Querol Assessors te ayudamos a elegirlo.

 

Los planes tienen un atractivo doble: por un lugar, suponen ir acumulando un capital que te permita disponer de una renta adicional en el momento de la jubilación; por otro lado, te permiten desgravar en la declaración de renta la cantidad que aportes al plan y, con ello, pagar menos a Hacienda, con un ahorro fiscal de entre el 19% y el 45% de su aportación, en función del nivel de rentas obtenidas durante el año.

 

Respecto al primero de los dos atractivos, cabe destacar que la inversión en planes de pensiones supone asegurar un buen nivel de vida tras la jubilación, con una renta complementaria a la propia pensión. El día 1/1/2013 entró en vigor la reforma del sistema de pensiones para garantizar su sostenibilidad a medio y largo plazo. Con el nuevo sistema se amplía (de forma progresiva) la edad ordinaria de jubilación desde los 65 hasta los 67 años y el periodo de cálculo de la base reguladora de la pensión de 15 hasta 25 años. Estas medidas llevan aparejadas una disminución del importe de la prestación futura. Otras reformas que han afectado negativamente a las pensiones, aunque en este momento están siendo objeto de estudio y no se sabe si se seguirán aplicando o no, son la revalorización en función de una ecuación entre IPC, ingresos y gastos de la Seguridad Social y déficit estructural (que ha hecho que en 2017 y anteriores se hayan revalorizado solo un 0,25%) y el factor de sostenibilidad (que consiste en tener en cuenta la esperanza de vida de la población española a la hora de calcular el importe de la pensión). En un país donde cada vez aumenta más la esperanza de vida eso va a suponer una disminución de las pensiones. Finalmente, la crisis económica ha producido un déficit en la Seguridad Social, que ha provocado que durante varios ejercicios consecutivos el Gobierno haya tenido que echar mano al Fondo de Reserva (la “hucha de las pensiones”) para poder pagar las pensiones. A día de hoy no queda dinero en este fondo. Todo lo anterior hace que gane importancia el tener un plan privado de pensiones que complemente a la pensión pública. Especialmente en el caso de los TRABAJADORES AUTÓNOMOS, que se han de replantear si les interesa cotizar al máximo o por el contrario cotizar el mínimo y el resto de la cantidad aportarla a un plan de pensiones.

 

Respecto al segundo de los atractivos, cabe destacar que las reducciones fiscales por aportaciones a planes de pensiones siguen plenamente vigentes para el año 2019, con una ahorro fiscal entre el 19% y el 45% de su aportación. Además, la reforma fiscal que entró en vigor el 1/1/2015 introdujo un atractivo adicional, como es la posibilidad de rescatar las aportaciones (sin necesidad de que exista ninguna causa especial) una vez transcurrido el plazo de diez años desde que se realizaron. Las que se realizaron antes de 1/1/2015 se podrán rescatar a partir de 1/1/2025. Lo anterior supone un acicate muy importante para aquellas personas que todavía están lejos de la jubilación y que no eran partidarias de inmovilizar un dinero en el plan de pensiones a tantos años vista.

 

Otros supuestos en los que se puede rescatar el plan de pensiones antes de la jubilación: Incapacidad laboral total y permanente para la profesión habitual, o absoluta y permanente para todo trabajo, o la gran invalidez; dependencia severa o gran dependencia; enfermedad grave; desempleo (sin derecho a cobrar prestación de nivel contributivo)

 

• AUTONOMOS (MUY IMPORTANTE). En el caso de los trabajadores por cuenta propia que hayan cesado la actividad, también podrán rescatar el Plan de Pensiones si no tienen derecho a cobrar ninguna prestación contributiva por desempleo.

 

Dicha reforma fiscal elimina algunos otros incentivos fiscales (como la deducción por arrendamiento de vivienda habitual), lo que se une a otros incentivos eliminados anteriormente (deducción por compra de vivienda habitual, deducción por obras de mejora en viviendas, etc.). De manera que la aportación a planes de pensiones ha quedado como el único gran incentivo de desgravación fiscal que se podrán aplicar los contribuyentes.

 

Como un aspecto negativo de la reforma, destacamos que no se mejora la fiscalidad del rescate, gran asignatura pendiente que queda pospuesta para próximas reformas.

 

Plan de Pensiones vs Plan de Previsión Asegurado (Fiscalidad e Inversión)

En relación a la inversión y seguridad de las aportaciones/saldos acumulados indicar que:

 

Planes de Pensiones: Existen diferentes tipos de planes según sea la inversión de cada uno de ellos (renta fija y renta variable) y según el tanto por ciento que se invierta en dichas rentas. Cuanto más invierta en renta variable, existirá la posibilidad de obtener una rentabilidad mayor a cambio de menor seguridad. En los planes de pensiones el capital aportado/acumulado no está asegurado, excepto en los denominados “garantizados”.

 

Planes de Previsión Asegurados (PPA): En este tipo de productos el capital aportado/acumulado está totalmente asegurado y tiene una rentabilidad mínima garantizada (Interés Técnico Garantizado), más una rentabilidad adicional (suele ir en función de la rentabilidad de la entidad gestora del PPA).

 

Rentabilidad de los planes de pensiones y planes de previsión asegurados

Un aspecto a tener en cuenta a la hora de contratar un Plan de Pensiones o un Plan de Previsión Asegurado es la rentabilidad que ofrecen a nuestras aportaciones y al fondo acumulado. A continuación indicamos las rentabilidades obtenidas en los Planes de Pensiones y Planes de Previsión Asegurados que comercializamos:

 

PLANES DE PENSIONES (BANCO SANTANDER):

La rentabilidad de los planes de pensiones en los últimos 12 meses ha sido buena en todas las categorías de planes. Si cogemos como referencia los planes del Banco Santander, la rentabilidad media por categorías es la siguiente:

 

Rentabilidad últimos 12 meses:

Renta fija a corto plazo (PP Santander Monerario 2): 0,22%

Renta fija a largo plazo (PP Santander Renta Fija): 3,28%

Renta fija mixta (Mi plan Santander moderado): 4,68%

Renta variable mixta (Mi plan Santander decidido): 7,46%

Renta variable global: 10,92%

Fuente: Página web www.santanderassetmanagement.es a día 11/11/2019.

 

PLANES DE PRESIÓN ASEGURADOS (REALE SEGUROS):

La rentabilidad garantizada en los Planes de Previsión Asegurados de REALE SEGUROS se fija en el 0,60%. Esto significa que tienes asegurado el capital depositado en dicho producto más una rentabilidad mínima anual. Si bien, además de la rentabilidad mínima fija existe una participación en beneficios que puede generar una rentabilidad variable adicional, ello depende de la rentabilidad que la compañía obtenga de dichas cantidades depositadas, hecho que solo hará que dicha rentabilidad fija pueda aumentar, nunca disminuir.

 

Durante el ejercicio 2.019 la rentabilidad NETA (PARTE FIJA + PARTE VARIABLE) se sitúa en un 0,75%.

 

La rentabilidad de los planes es muy importante, pero eso no nos tiene que hacer olvidar que sus objetivos fundamentales son contribuir a un nivel de rentas adecuado durante la jubilación y desgravar fiscalmente. 
Existe un plan de pensión para cada momento y para cada persona. En Querol Assessors te ayudamos a escoger el que mejor se adapte a tus necesidades. 


Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

Abierta la segunda fase para las maternidades

1/5/2019

1/2
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

© 2018 Querol Assessors | Política de privacidad

  • Facebook Querol assessors
CARTEL_BENEFICIARIA_TICCÁMARAS.jpg